Salado

Queso provolone al horno

Este queso provolone al horno llevaba mucho tiempo queriendo hacerlo. De hecho desde que se lo vi a MissPimienta, le eché el ojo. La verdad es que en casa somos bastantes ratoncitos y adoramos el queso, por lo que sabía que en casa nos iba a encantar.

El provolone es un queso originario del norte de Italia donde se produce en piezas de 10 a 15 centímetros y con distintas formas. Es un queso semiduro con sabores que varían, desde el Provolone Piccante (curado un mínimo de cuatro meses hasta un año) hasta el Provolone Dolce. La variedad Piccante, se caracteriza por tener un sabor muy fuerte y el Dolce es más suave. Existen otras variedades que suelen ser ahumadas, y que estoy deseando probar. En esta ocasión yo he utilizado el Provolone Dolce.

Su textura hace que se pueda cortar en rebanadas y el sabor que tiene hace que se emplee como ingrediente principal en algunos casos. Estoy hablando de la elaboración de ensaladas hasta utilizarlo como acompañamiento. Tiene, además la capacidad de fundirse. Si se ha curado durante un tiempo suficiente se puede cortar en escamas y se puede usar en platos como el carpaccio.

Adoro el queso fundido, por eso este queso provolone al horno ha sido para mi un hallazgo por varias razones. Evidentemente una es receta que está deliciosa, eso es lo principal. Además como vais a poder ver es muy fácil de hacer. Otra ventaja es que se puede acompañar por un buen pan, unas crudités o lo que os apetezca, os aseguro que os va a encantar.

La receta de la salsa de tomate que he utilizado la podéis ver aquí.

¡¡A ponerse el delantal!!

Queso provolone al horno

Queso provolone al horno

Ingredientes

Instrucciones

  1. Precalentar el horno a 200º con calor arriba y abajo
  2. En una fuente apta para horno (en mi caso una fuente de Le Creuset de cerámica) poner las cucharadas de tomate frito en el fondo de forma que cubra toda la superficie
  3. Poner la pieza de queso en el centro de la fuente.
  4. Llevar al horno y hornear con calor arriba y abajo durante 15 minutos y para que el queso se dore un poquito darle un golpe de grill en el horno. Con un par de minutos bastará
  5. Sacar del horno, espolvorear con orégano y albahaca y servir.
Queso provolone al horno

Espero que os haya gustado.

Os recuerdo que me podéis encontrar en Facebook y en Instagram donde comparto más recetas y novedades, así que si no queréis perderos nada os recomiendo que pinchéis en los enlaces y estaremos en contacto. Además os recuerdo que podéis suscribiros al blog y podéis recibir las novedades los primeros.