CocinArte- Piedras de merengue inspiradas en Berthe Morissot

by - mayo 09, 2019


Vuelve el Reto CocinArte, y en esta ocasión volvemos a la pintura para inspirarnos en la pintora impresionista Berthe Morissot y en concreto en su cuadro Espejo Psiqué, cuadro al que tengo especial cariño ya que ha está colgado en las paredes de mi habitación de casa de mi madre desde hace años. 


Como podéis ver se trata de un cuadro que refleja un episodio íntimo, una mujer en la intimidad de su habitación llena de delicadeza y donde destaca sin lugar a dudas el blanco de la ropa de la mujer, las paredes, las cortinas... en ese blanco me he fijado yo para hacer estas piedras de merengue que son absolutamente deliciosas.


¡¡A ponerse el delantal!!

Ingredientes
4 claras de huevo.
- Una pizca de sal.
- 200 gramos de azúcar glas.
- 1 cucharada sopera de maizena.
- 1 cucharada sopera de zumo de limón.


En un bol limpio, batir las claras a velocidad media, una vez que empiecen a montarse, agregar la mitad del azúcar glass y seguir batiendo hasta que se empiecen a formar picos suaves. Mezclar el resto del azúcar glass con la maizena y se lo agregamos a la mezcla sin dejar de batir. Añadir también el zumo de limón y seguir batiendo hasta que el merengue esté brillante y forme picos consistentes.

Poner el merengue en una manga pastelera y con una boquilla redonda poner montoncitos de merengue sobre una bandeja de horno forrada con papel de horno.

Precalentar el horno a 100º y llevar las rocas al horno durante una hora y media (tienen que estar secas y crujientes). 

Dejar enfriar dentro del horno para que no se rompan por el cambio de temperatura y una vez estén totalmente frías despegarlas con mucho cuidado.


Espero que os haya gustado.


You May Also Like

7 comentarios

  1. A mi sí me han gustado. Se ven super delicadas. Una visión gastronómica del cuadro divina de la muerte.
    Bss

    ResponderEliminar
  2. ¡Qué bocado más fantástico para el café! Blanco impoluto.

    Bss

    Elena

    ResponderEliminar
  3. Pues, por desgracia, el merengue es algo que no puedo con el desde pequeña, le tomé manía porque a cada cumpleaños me compraban tarta con merengue y el merengue dichoso acababa siempre por toda mi cara "para hacer la gracia"...en fin, traumas infantiles...aunque bonitos son un rato, eso seguro! Besitos

    ResponderEliminar
  4. Un postre super delicado. Como la chica del cuadro. Me encanta. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  5. ¡¡Que delicadeza de merengues!!! La verdad es que todos hemos coincidido en la " impresión" del merengue y en tonos pasteles que van tanto con esta maravillosa obra impresionista. Besitos Maria.

    ResponderEliminar
  6. Te han quedado preciosas! Tengo que probar a añadir maizena al merengue, seguro que queda estupendo!

    ResponderEliminar
  7. Estas piedras de merengue me encantan María, la verdad es que cada bocado escomo un algodón suave, delicado que se disuelve en boca y resulta un bocado adictivo, me encantan esas piedras, que claramente me llevan a ese cuadro con su luz.
    besos

    ResponderEliminar

¡¡Gracias por comentar!!