Uncategorized

El asaltablogs: Rollo de espinacas, queso y salmón

Terminamos mes y con él llega el reto Asaltablogs, esta vez hemos viajado fuera de España y nos hemos ido a la cocina de Apfelsrtudel Kuchen, y claro yo un viaje tan largo tenía que aprovecharlo y me he traído varias recetas, una de ellas me cautivó a primera vista, y fue este rollo de espinacas, queso y salmón, que va a ser uno de los entrantes que posiblemente ponga en Navidad.

Tengo que decir que he de mejorar mi técnica de «enrolle» pero bueno cuando hice la receta estaba medio de reposo con el codo así que prometo mejorar. También reduje a la mitad algunas de las cantidades que da Sandra en su receta, y la verdad es que quedó espectacular. ¡¡Repetiré seguro!!
¿Nos ponemos el delantal?

Ingredientes
– 1 bolsa de espinacas frescas (podéis utilizar espinacas congeladas)
– 200 gramos de salmón ahumado.
– 150 gramos de queso crema (yo utilicé el light)
– 3 huevos.
– 1/2 cebolla pequeña.
– Eneldo.
– Sal y pimienta al gusto.
Lavar las espinacas y cocerlas en agua hirviendo durante unos minutos. Escurrir bien, salpimentar y reservar hasta que enfríen.
Separar las claras de las yemas, y mezclar estas últimas con las espinacas cuando se hayan enfriado. Poner las yemas y las espinacas en el vaso de la batidora y triturar. Reservar.
Batir las claras a punto de nieve, e ir añadiendo poco a poco a la mezcla de las espinacas con las yemas, removiendo con movimientos envolventes para que quede uniforme.
Precalentar el horno a 180º. Forrar una bandeja de horno con papel vegetal y distribuir la masa por la superficie ayudándonos de una espátula. Hornear durante 15 minutos.
Picar la cebolla muy picada (también podéis rallarla si os resulta más fácil), y mezclarla con el queso crema en un bol. Añadir a esta mezcla un poco de eneldo si os gusta, le da un toque muy rico.
Colocar la placa de espinacas sobre un paño y cuando esté totalmente frío retirar el papel. Cubrir la superficie con el queso y sobre él poner el salmón.
Enrollar la placa sobre sí misma sin dejar aire y envolverla en film transparente. Llevar a la nevera durante un par de horas.
Retirar el film y cortar en rodajas del grosor que se desee.
Espero que os haya gustado.